¿Se puede comer maíz en la dieta Dukan?

, afortunadamente para los amantes de este alimento, sí se puede incluir el maíz en la dieta Dukan. Pero, debemos tener presente en qué fase de la dieta creada por el Dr. Pierre se puede incluir.

Si queremos saber si un alimento es apto para la dieta Dukan, en primera instancia debemos buscarlo en la lista de los 100 alimentos a voluntad seleccionados por el Dr. Pierre. Si lo hallamos en esta lista, significa que es apto desde las primeras fases de la dieta (Ataque y Crucero). El maíz no forma parte de esta lista.

Este reconocido alimento se clasifica como un feculento al igual que el pan o la pasta, por ello es apto a partir de la fase tres o fase de Consolidación.

El maíz y las fases de la dieta Dukan

El método del Dr. Pierre Dukan propone para sus dos primeras fases (Ataque y Crucero), una pérdida de peso de una manera rápida, pero que se mantenga en el tiempo y no retornen esos kilogramos perdidos. Esto se logra gracias a las fases tres y cuatro (Consolidación y Estabilización), dedicadas en gran parte a evitar el tan temido efecto rebote. Todo esto bajo un estilo de vida saludable, enmarcado en una alimentación equilibrada.

Por lo tanto, es a partir de la fase tres o fase de Consolidación, luego de conseguir nuestro peso justo (que marca el final de la fase dos o fase de Crucero), donde comenzamos a reintroducir algunos alimentos placenteros como los feculentos, entre ellos el maíz. A partir la fase de tres se observa el punto de inflexión entre la dieta estricta y la espontaneidad alimentaria. Se dedica un día a la semana al consumo de proteínas puras.

La última fase de la dieta (Estabilización) es la más fácil pero igualmente determinante para mantener el éxito, ya que la mayoría de personas que realizan una dieta terminan por recuperar los kilogramos perdidos. Aquí también mantenemos el día a la semana dedicado al consumo de proteínas puras.

El maíz y sus propiedades

El maíz, es el cereal con mayor volumen de producción a nivel mundial, superando incluso al arroz. Principalmente es utilizado para fines alimentarios: se puede cocinar entero, en granos (como ingrediente de ensaladas, sopas y otras comidas), y molido como parte de muchas recetas.

100 gramos de este alimento aportan: 19 gramos de carbohidratos; 3,2 gramos de Azúcares; 1,2 gramos de grasas; y 3,2 gramos de proteínas. Además, contiene vitaminas A, B1, B3, B9 y C. Asimismo, aporta minerales como el hierro, magnesio y potasio.

En este sentido, en cuanto al maíz, la recomendación es consumir 220 gramos a la semana. Esto a partir de la fase de Consolidación.

Variar tu menú, siendo creativo permitirá transitar por la dieta de una manera más placentera.

Recuerda que debes incluir en tu rutina: (i) la actividad física, al menos 20 minutos al día, olvidarte de los ascensores, (ii) tomar bastante agua o cualquier otro liquido apto para la dieta y consumir la porción recomendada de salvado de avena en cada una de las fases.

Comentarios

comments